Luego de un mes del último huaico de los siete que azotaron a todo Trujillo, especialmente el distrito de Víctor Larco, la comuna distrital a través de la Gerencia de Obras comenzó el proceso de demolición de casas que quedaron inhabitables.

Al respecto, el alcalde Carlos Vásquez Llamo detalló que los trabajos se ejecutan en coordinación con los vecinos que resultaron damnificados y contando con maquinaria proveniente del Ministerio de Vivienda y Construcción, en otros casos alquilada y gracias a un vecino desinteresado.

“Son un total de 700 las viviendas que han resultado colapsadas a consecuencia de los desastres dejando en mayor vulnerabilidad a los moradores de estos sectores por lo que se viene apoyando en la demolición, retiro de escombros, nivelamiento del terreno, según requiera el caso así como el retiro de montículos en la vía pública” explicó Vásquez Llamo.

El burgomaestre indicó que previamente, de acuerdo a una inspección ocular, se colocó una cinta de peligro para advertir a los vecinos y transeúntes sobre el estado de los inmuebles en colapso en los sectores El Progreso, Buenos Aires tanto Centro, Sur y Norte.

“Se busca preservar la vida de nuestros vecinos, brindarles el apoyo necesario y a la vez se está empadronando para tener una base de datos para una futura reconstrucción por parte del Gobierno Central” refirió Vásquez Llamo.



La autoridad edil destacó que se continúa gestionando toda la ayuda posible a fin de brindarles las facilidades para salir adelante.
Share To:

Trujillando

Post A Comment:

0 comments so far,add yours

Ingrese su comentario adecuadamente!