La ciudad china de Wuhan, el epicentro de la pandemia del nuevo coronavirus (COVID-19), le puso fin a la cuarentena obligatoria luego de controlar su expansión.

Sus residentes estuvieron confinados desde el 23 de enero y muchos aprovecharon la recuperación de su libertad para pedir permiso para casarse.

Las parejas de Wuhan hicieron que se caiga el sistema de registro para matrimonios, administrado por el gigante chino Alipay luego de que los pedidos aumentaran en un 300%, informó Abacus.

El servicio entró en suspensión en febrero y marzo debido a la pandemia que afectó con fuerza a Hubei y a Wuhan, su capital, donde se registraron más de 2,500 muertes.
Alipay asegura que ya tiene una herramienta ideal por si las parejas esperan un bebé: una app permite ver qué nombres son los más comunes.
Share To:

Trujillando

Post A Comment:

0 comments so far,add yours

Ingrese su comentario adecuadamente!