Cinco integrantes de una de las diez mafias de mineros ilegales que operan en el cerro El Toro (Huamachuco), permanecerán en la cárcel luego que el recurso legal presentado para que les abran las rejas fuera desestimado por magistrados de la Corte Superior de Justicia de La Libertad.
Se trata de los miembros de la organización criminal ‘Los ilegales de Shiracmaca’, quienes jugaban un papel fundamental en el atentado contra la ecología y la salud que se registra a diario en esta zona de la provincia de Sánchez Carrión al ser los que guardaban insumos químicos y explosivos para la minería ilegal que almacenaban en tres viviendas en el caserío de Shiracmaca.
Edwin David Chacón Neyra (29), Daniel Samuel Zaris Paredes (23), Carmen Julissa Baltodano Paredes (21) y Alexander Luis Flores Durand (31) fueron detenidos el pasado 3 de abril. En primera instancia judicial se les había dictado prisión preventiva; sin embargo, estos no se quedaron con los brazos cruzados y a través de los abogados solventados por los cabecillas de las mafias apelaron esa medida para salir en libertad.
No obstante, su recurso legal no prosperó y fue declarado infundado por una Sala Penal de Apelaciones de la Corte Superior de Justicia de La Libertad que consideró la existencia de graves elementos de convicción para mantener la prisión preventiva por nueve meses ordenada por el Juzgado de Investigación Preparatoria de Sánchez Carrión.
Los antes mencionados, quienes permanecerán encerrados en el penal El Milagro de Trujillo, son investigados por los delitos de fabricación, suministro o tenencia de materiales peligrosos, tráfico ilícito de insumos químicos y maquinarias destinadas a minería ilegal, además por ser parte de una presunta banda criminal.
En uno de los puntos de la resolución judicial, los jueces concluyeron que a pesar del estado de emergencia que atraviesa el país no significa que genere una disminución del peligro procesal de fuga y se evite la obstaculización de las investigaciones por parte de los procesados.
Los encarcelados, de acuerdo a las primeras pesquisas, eran presuntamente los encargados del almacenamiento y distribución del material incautado que iba a ser utilizado en las actividades mineras ilegales en cerro El Toro, a pesar de encontrarnos en un estado de emergencia, con toque de queda incluido, para evitar la extensión del coronavirus.
Cabe recordar que la banda cayó en poder ochos sacos y cuatro cajas que contenían 6 164 cartuchos de dinamita, cajas con cartuchos y detonantes; seis rollos de mecha, cuatro cajas, que contenían 433 fulminantes, dos bidones de ácido nítrico, 15 sacos de carbón activado, 24 cilindros y 7 sacos de cianuro y cloruro de sodio,  entre otros, usados en la minería ilegal, cuya valorización supera los 50 mil soles.

Share To:

Luis Junior Huanca Sanchez

Post A Comment:

0 comments so far,add yours

Ingrese su comentario adecuadamente!